Un puente en el norte: PAÍS VASCO, FRANCIA Y BAZTÁN

Un puente en el norte: PAÍS VASCO, FRANCIA Y BAZTÁN

Un puente en el norte: PAÍS VASCO, FRANCIA Y BAZTÁN

Una de las últimas escapadas que hemos hecho este año ha sido a la zona norte. Hicimos campamento base en San Sebastián, en el País Vasco y nos movimos hacia pueblitos de alrededor, hasta Francia y también a la zona del Valle del Baztán.

Hicimos esta escapada en un puente de 4 días y es cierto que puedes detenerte y ver muchas más cosas pero me parece un tiempo perfecto para hacerte una idea de las maravillas que tenemos.

Nuestra ruta empezó visitando Zarauz y Guetaria para llegar finalmente a San Sebastián donde nos alojamos.

Estos pueblitos costeros tienen un encanto especial y merece la pena hacerles una visita así que, estando tan cerquita, creo que merece la pena. 

En Francia visitamos Biarritz, San Juan de Luz y a la vuelta hicimos parada en Hondarribia.

Biarritz nos encantó. Es un pueblo precioso con playa y con un paseo marítimo brutal. Además nos hizo un tiempo radiante por lo que lo disfrutamos aún más si cabe. Sin duda es de lo que más recomiendo del viaje. Además comimos de maravilla en una pizzería (Chez Cocó). El paseo que dimos a orillas del mar fue una maravilla. 

San Juan de Luz también merece la pena, aunque sea por hacer una visita y paseo por el centro y parar a tomar un café y por último, tenéis que ir a Hondarribia y terminar el día con unos buenos pintxos vascos.

Las rutas que hicimos por el Valle del Baztán no fueron rutas por la naturaleza. Fuimos de pueblo en pueblo dando un paseo y visitando los que más teníamos recomendados. Empezamos haciendo la visita a las cuevas de Zugarramurdi. Ya sabréis que se hicieron famosas por la película y la verdad es que nos gustó bastante.

Pasamos también por las cuevas de Urdax, por los pueblos Amaiur-Maya y Erratzu, visitamos el Parque Natural Señorío de Bertiz y también Elizondo, famoso en este caso por los libros de la trilogía del Baztán.

La verdad que en lo que a pueblos y entorno se refiere todo es bastante parecido pero es naturaleza pura y creo que también tiene un encanto especial.

Cómo os decía al principio, aunque hicimos “excursiones” cada día, siempre volvíamos a San Sebastián a dormir. Y qué os voy a contar de esta preciosa ciudad. Elegante, señorial, tan limpio y “ordenado” todo. Con cantidad de cosas que ver, paseos por dar y una gastronomía que ya quisieran tener muchos. 

Desde el Monte Igueldo y su parque de atracciones, pasando por la Playa de La Concha, el centro histórico y llegando hasta el barrio de Gros. Todo es una pasada. 

Os dejo aquí los puntos que no os podéis perder de ninguna manera pero lo que más os recomiendo es caminar, perderos y admirar cada cosita que veais. También me parece interesante si no conocéis la ciudad, reservar un free tour para que además de llevarte a los sitios clave, te cuenten con detalle la historia de la ciudad.

  • Playa de La Concha
  • Catedral del Buen Pastor
  • Casco Viejo de San Sebastián
  • Monte Igueldo y Parque de atracciones
  • Paseo Nuevo
  • Peine del Viento
  • Palacio Miramar
  • Museo San Telmo
  • Puente la Zurriola
  • Monte Urgull

En cuanto a la gastronomía, os hacéis una idea de cómo es porque su fama le precede. Vayan por bandera esas barras infinitas de pintxos increíbles, pero es que todo en general está buenísimo aunque es cierto que hay que buscar un poquitín para que no sea demasiado de batalla.

En el mapa que os dejo abajo tenéis todos los sitios que yo encontré recomendados y muchos de los que nosotros fuimos. Sin duda, el absoluto #must es probar la tarta de queso del restaurante La Viña. Podría decirse que es la tarta original a partir de la cual nació el boom de las tartas de queso horneadas y deshechas y es una auténtica locura.

¡Espero que si hacéis esta escapada la disfrutéis tanto cómo yo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *