La comida deliciosa de casa en QUINQUÉ

La comida deliciosa de casa en QUINQUÉ

La comida deliciosa de casa en QUINQUÉ

Este año elegí celebrar mi cumpleaños en el restaurante Quinqué y no pude tener mejor acierto. 

Siempre que tengo que elegir un restaurante para una comida familiar, me cuesta bastante porque no quiero equivocarme, elegir mal y que mi familia no disfrute, como la ocasión merece, esa comida.

En este caso, salimos todos encantados. 

Quinqué es un restaurante ubicado al norte de Madrid, en la zona de Chamartín y es un espacio calentito, familiar y súper acogedor.

Carlos Griffo y Miguel Angel García son los creadores de lo que ellos consideran su sueño personal. Después de sus trayectorias independientes, se unen en este proyecto común fruto de la experiencia de ambos.

Su idea de Quinqué era hacernos sentir cómo en casa y basar su cocina en el producto fresco y las recetas tradicionales. ¡Y vaya si lo consiguen!

El restaurante tiene dos espacios y una terracita. Estos espacios son salones súper hogareños, con una decoración y un gusto exquisitos. Todo es familiar y muy agradable. 

La carta va cambiando cada día en función de los productos de temporada que ellos mismos buscan y localizan, siempre de la mejor calidad y provenientes de los mejores proveedores. Así, y aunque tienen una carta extensa y muy cuidada, ofrecen siempre platos fuera de carta. 

Otra característica que me parece muy importante destacar es que de muchos de los platos que tienen en carta ofrecen medias raciones lo cual es perfecto para probar más cositas.

De entrantes tienen platos deliciosos cómo el asadillo de pimientos con bonito del cantábrico, la sobrasada de rubia gallega, la burrata artesana con tomates y albahaca, las almejas a la sartén, las anchoas de Santoña, sus deliciosas croquetas de jamón o el pisto con huevo de corral.

Después tienen un apartado de guisos y platos de cuchara donde ofrecen la deliciosa fabada asturiana o las pochas con cocochas de merluza.

En las carnes, delicioso el solomillo de ternera con salsa de setas y puré de patata , su rabo de vaca guisado, el chuletón de vaca o la perdiz escabechada.

Y mi debilidad que viene con los pescados, ¡se supera! Probamos un lenguado fuera de carta pero tienen opciones riquísimas como el rodaballo salvaje, el pulpo a la brasa con patata revolcona o la merluza de pincho en salsa verde.

Por supuesto no podéis iros sin probar los postres. Su tarta de queso es el broche de oro final a una comida perfecta! 

Me gustaría añadir que el equipo es una auténtica maravilla. Te recomiendan a la perfección y son súper sinceros a la hora de decirte que pidas más o menos en función de lo que ellos consideran la cantidad perfecta.

¡No dejéis de probar este magnífico restaurante!

¿Dónde está?

Restaurante Quinqué – Calle de Apolonio Morales, 3, Madrid – Visita su web

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *